domingo, 12 de junio de 2011

Inhóspita

heridas mojadas en plena soledad
“Ella se ha perdido en una ciudad de rostros vacíos y miradas sintéticas”.
Anoche he vendido mi alma al diablo, y arrojado mi aura al fuego, jugándome las últimas fichas en éste destino equivocado. Perseguida por mil recuerdos innombrables, camino la vida por túneles sin fondo, buscándole un antídoto a la locura.
Arriba…la lluvia merodea. Sin embargo me dejo llevar por la nostalgia, o por algún fantasma que deambula con pena, amarrado a mi silencio. Mi silencio; es como el de un hacha aguardando su momento. Las calles heladas, como si fueran de peltre, me guían a sitios inhóspitos de agua inofensiva.
Yo, sicodélica y empapada, me diluyo en el desagüe que provocan mis ojos cuando te hiero.

11 comentarios:

Missterror dijo...

...porque me encanta herirte y sentirte herido,me gusta que veas en mí el vacío de un corazón negro que se ha partido en mil pedazos y me gusta que sepas que el pedazo mas pequeño es para tí.Porque yo solo fumo para atraer la soledad y enciendo un cigarro tras otro, porque quiero que el silencio que trae el humo me rompa y partida en dos camine sin rumbo intentando que el día pase pronto y deje que en la noche me sienta libre y peligrosa.

Niña Tabaco dijo...

Y doblemente ajada volveré a buscarte como una miserable, te traerte conmigo, y así quitaré tus ojos para llorar con ellos sumida en el recuerdo. Porque en el fondo somos hechos de la misma piel. Tu, arrojado a la intemperie flotando sobre la acera. Yo, lamiendo los restos sudorosos de tu pecho que me dejaron de sobra las noches de lujuria. Y mi otro lado, el siniestro, te contempla en la humedad que dejaron tus besos…. mojando lo inconcluso.

Missterror dijo...

y es precisamente el lado húmedo de mi tristeza el que te encuentra,atado a mi recuerdo,ansioso por tocarme antes de que me desvanezca,antes que que la piel que compartimos se estríe y se arrugue.Y yo que tengo dos almas pienso que una se la vendí al Diablo y la otra prefiero tirarla a la basura...y en estos ojos vacíos que no me pertenecen,reconozco las miradas sintéticas de la gente que camina bajo esta lluvia,que no es mas que el anuncio de la muerte.

Pato dijo...

Hay ciudades en las que uno no entraría nunca, pero qué sucede cuando en realidad vivimos en ellas, no nos queda mas que caminarlas de arriba abajo y de adentro para afuera y dale que va, es parte del hábitat, estamos ahí, vivimos ahí, bajo nuestra piel.

Besos.

Niña Tabaco dijo...

Si tan solo son visiones, aquello que contemplo, es porque añoro tanto tu partida que hasta el corazón lo tengo entumecido. Sistólico y diastólico como yo, en la distancia.
De repente, aguada y acromática, me deslizo por los cauces que me dejan tus venas imaginaria y me pierden como una náufraga en los mares insondables de la vida. Y la lluvia no deja de caer sobre la cuidad que me priva de un refugio; entonces, sigo vagando por las calles bajo las luces oscuras de la noche.

Missterror dijo...

y en sus luces me despierto nueva y repleta, y las visones me muestran un camino lúgubre y sincero que me dirige hacia la esperada despedida,y sin Dios y sin suerte,sigo deslizándome por los cauces de esta vida muerta, esperando que no te apartes.
La soledad saca su cuhillo y me corta tan profundamente que deseo desangrarme tan rapidamente como la primera vez que supe que la locura era hermana mía.La soledad espera paciente...mientras tanto enciendo otro cigarro

Niña Tabaco dijo...

Luego, soñando la cordura, decido volver a casa y esconderme en el rincón más simétrico posible. Allí, arropada contra tu sangre y mis vísceras, me tatúo en los restos de epidermis…tu nombre. Ese nombre que es mi herida y mi resurrección, y que puede volverme a la vida cuando ruge el silencio. Allí, apelmazada y sin sentido, me bebo los jugos que derramo para dejar de existir junto a tu sombra. Porque si vuelvo a la cordura, tu sombra no es ni más ni menos que el deseo más profundo de traerte a la vida.

Missterror dijo...

y si te traigo a la vida es para que me veas marchar,porque no tengo fuerza ni alma para permanacer a tu lado,porque así soy,oscura,solitaria,inhóspita,irresistible...
Seguiré llamándote en mi silencio,intentando abrazarte en mi soledad,jurándome que solo puedes morir una vez y que yo vivo solo para herirte y lloro cuando mueres y en tu muerte yo soy vida y en mi vida ya no hay espacio.

Y el adios es amargo,pero nunca me gustó la miel...prefiero el humo de mis cigarros,porque fumo para ver,en mi ceguera, tus pasos acercarse.

Laura Zyanya Bastida dijo...

Porque hiriéndote, puedo saberme viva,aún cuando habré de atravesar por ti todos mis miedos...
Y en las calles vacías sentirás mi presencia,mis pasos que te siguen para cruzar la acera,escucharas tu nombre sabiendo que es mi voz,sin poder detenerte buscaras mi existencia.
Te arrastraré conmigo en este enfermo amor...
Ahí donde las sombras no filtren más el sol,sabrás que es el infierno...Y que estamos los dos.

Niña Tabaco dijo...

Y aunque arda el silencio, y las llamas no se apaguen, tatuaré tu nombre a carne viva hasta llegar al hueso que corroe el alma. Como una danza macabra de medianoche, bailaré con la fiebre certera que dan tus ojos. Y allí, en éste infierno que has provocado, te echaré al abandono. Volveré sobre mis pasos mojados para recitar, en cualquier esquina, los pecados mortales que provocaste cuando te fuiste.

Bob Rock dijo...

La ciudad, con su asfalto, hormigón y plástico, es mi droga favorita. Y yo tan solo soy un esclavo de tantos, pero sus escaparates no reflejan mi ajado rostro... solo las ruinas de un imperio que construiste con tu lívido intento de atarme.

Publicar un comentario